Resultado de imagen de cospedal y clavijo

El PP no entrará  en el Gobierno de Canarias tras la ruptura  de las conversaciones con Coalición Canaria para integrarse en el Ejecutivo de Fernando Clavijo.

 La opción de un gobierno   con el   PP canario, y Asier Antona, como nuevo vicepresidente, y dirigentes del PP al frente de algunas consejerías queda descartada. Los populares se encontraron  durante las conversaciones  una importante división en CC,  y la resistencia de algunos dirigentes o territorios a dar un paso atrás para permitir la entrada en el Gobierno al PP y asi perder su cuota de poder en el Gobierno de Canarias. Esta circunstancia, unida a la necesidad de un equilibrio territorial, dejaba pocos espacios  a los populares  para entrar en el Gobierno. Pero la cuestión más relevante, se vincula estrictamente a la política nacional. Rajoy  no ha  querido soliviantar a Nueva Canarias con un acuerdo de gobierno con CC, sus adversarios políticos en Canarias. El apoyo de estos dos partidos  con un diputado cada uno en el Congreso ha sido fundamental para que Mariano Rajoy haya podido sacar adelante los Presupuestos de 2017 y el techo de gasto para 2018, también ha prosperado gracias al apoyo, entre otros grupos (Ciudadanos y PNV), de CC, y a la abstención de NC. Rajoy aspira a acabar la legislatura con estos mismos apoyos: Ciudadanos, PNV, CC y NC. Una alternativa de centro derecha, con la salvedad de NC, que tiene firmado un acuerdo electoral con el PSOE.   En este contexto de preservación de la situación nacional, de búsqueda de equilibrios entre CC y NC y de «división» en CC se ha sustentado dar largas a las negociaciones con el PP de Canarias, aunque seguirá apoyando desde fuera al Gobierno de Clavijo . CC rompió en diciembre su pacto de gobierno con el PSOE y Clavijo, cesó a los cuatro consejeros socialistas por las constantes discrepancias sobre la distribución del Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdcan). Desde ese momento el PP ha dado estabilidad al Ejecutivo desde el grupo parlamentario negociando cada asunto. Esta situación avanzó de manera paralela al acercamiento del PP a CC en el Congreso. Una vez que el Gobierno se aseguró el respaldo de CC a las cuentas de 2017 dieron comienzo las conversaciones para que el PP formara parte del Ejecutivo autonómico.   CC y  PP, explicaron   que la dirección nacional de los populares no veía claro este paso porque desde fuera del Gobierno tenían más fuerza para condicionar a Clavijo y, por extensión, a Ana Oramas en el Congreso. Si el PP entraba en el Ejecutivo su fuerza quedaba diluida y el partido perdía su capacidad de presión en Madrid sobre CC. Ahora, aunque el acuerdo nacional con CC es mucho más estable, ha pesado también el factor Nueva Canarias y el claro interés por no irritar a esta formación que ha resultado vital para el desarrollo de la legislatura para el futuro del gobierno de Rajoy, cuando  Sánchez e Iglesias planean una moción de censura a Rajo  y un control en el Congreso a su ejecutivo y aquí vuelve a ser clave el voto de Ana Oramas y Pedro Quevedo.

Visita institucional de Cospedal a Clavijo

El mismo día en el que el PP dio por rotas las negociaciones para entrar en el Gobierno de Fernando Clavijo, la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, se reunió con el presidente, como parte de su visita a instalaciones militares del Ejército de Tierra, la Armada y el Ejército del Aire en Canarias. Cospedal es también secretaria general del PP aunque  desvincularon el encuentro de las conversaciones entre el PP de Canarias y CC es evidente que entre Cospedal y Clavijo hubo algo más que una visita.  

Quizás para decirle a Clavijo que no se preocupe que tendrá el apoyo del PP en el Parlamento de Canarias. Al final la política nacional ha sido más importante que Antona entrase en el Gobierno de Canarias.

Manuel Delgado

Presidente del Gupo del Comunicaciónh Tribuna