Carlos Alonso, presidente del Cabildo de Tenerife y candidato a la Presidencia de la Corporación insular en las elecciones de 2019, dio cuenta hoy de su gestión en estos cuatro años y aseguró que su agenda no pasa por ganar las elecciones, “mi perspectiva –dijo- es construir un futuro para Tenerife”. Carlos Alonso aseguró sentirse orgulloso no solo de la gestión de los consejeros de Coalición Canaria, sino también de los del PSOE, con los que gobierna en coalición.

En la rueda de prensa participaron algunos moderadores de los encuentros de EntreTod@sTenerife, la iniciativa de escucha que Alonso puso en marcha en las pasadas elecciones. Paco Mesa, Luciano Cedrés, Moisés Álvarez y Tere Linares valoraron que hace cuatro años se tuvieran en cuenta las propuestas e ideas ciudadanas para elaborar un programa electoral que ha llevado a estos años de gobierno al frente del Cabildo.

Carlos Alonso destacó el esfuerzo de esta etapa por hacer que las cosas ocurrieran con la participación de la sociedad. El actual presidente destacó además la ilusión que le mueve “para seguir adelante generando oportunidades de futuro para la generación 2030, para los mayores, personas desempleadas, etc. A partir de ahora se abre una nueva etapa para dar cuenta de lo realizado y tomar nota de lo que hay que mejorar para volver a hacer propuestas de gobierno para los próximos cuatro años.

Alonso explicó que hasta el próximo mes de febrero “vamos a rendir cuentas de lo que hemos hecho, nos reuniremos con diferentes y variados colectivos para que ellos hagan un balance de la actuación del Cabildo”. El objetivo es que de esa evaluación surjan nuevas ideas para seguir el camino a partir de 2019 y corregir lo que haya que corregir.

 

Hay personas que piensan que los acontecimientos, que los logros para mejorar el futuro de Tenerife suceden porque sí, sin que haya que hacer nada para que ocurran. Nosotros, en cambio, creemos en las personas y en las metas que debemos plantearnos, entre todos, para “hacer que finalmente las cosas sucedan”.

Esta era la idea central del programa electoral de Carlos Alonso para el Cabildo hace cuatro años. Un programa basado en ese concepto de participación y concebido a partir de un amplio proceso de escucha bajo la plataforma entretod@stenerife. En él se concebía el desarrollo de la Isla a partir de cuatro bloques: empleo, bienestar, equilibrio territorial y Tenerife 2030 como un horizonte de oportunidades.

Hemos demostrado que el Cabildo es el verdadero motor económico de la Isla y referente de eficacia en una gestión que ha permitido con mucho esfuerzo sanear unas cuentas y afrontar un futuro con mejores oportunidades. Cada esfuerzo, cada euro destinado debe dirigirse a mejorar la vida de las personas y esa ha sido una constante en estos cuatro años.

Con la llegada de Carlos Alonso a la presidencia del Cabildo se han puesto en marcha nuevas iniciativas que han marcado un nuevo rumbo hacia la generación de oportunidades para quienes viven en esta tierra. Este es el caso de las Becas Cabildo, un programa de ayudas que era prácticamente testimonial y que alcanza ya la altura del Teide con 3.718 becas a través de 20 líneas en diferentes modalidades.

 

Este interés por la formación le ha llevado a reforzar el apoyo para evitar el fracaso escolar con el programa Quédate o el catálogo Tenerifeeduca.es para ofrecer a todos los centros la amplia oferta de actividades que realiza cada curso la Corporación insular. En esta nueva etapa la creatividad, la innovación o la cultura, bajo el programa Tenerife 2030 que piensa en las futuras generaciones, ha tenido especial protagonismo con iniciativas como MAPAS, el Distrito de las Artes, el coro juvenil del Auditorio, Ópera Barroca, Musical.IES y otras acciones más que han permitido llevar a los rincones de la Isla la acción cultural que desprende Auditorio de Tenerife.

Mejorar la movilidad ha sido una constante y, si bien se ha hecho un esfuerzo por mejorar las vías en las que el Cabildo tiene las competencias con una inversión de 98 millones en 198 actuaciones, su principal objetivo es el de fomentar el transporte público para que sea más barato y llegue al máximo número de personas en toda la Isla. Así, con todas las medidas que estamos poniendo en marcha avanzamos para cumplir ese objetivo.

Entre las medidas implantadas y en las que se ha venido trabajando se encuentra la creación del Bono Residente Canario (que supone viajes ilimitados por toda la Isla durante un mes por 47 euros), la rebaja de los precios del Abono Joven y Zona Metropolitana (que pasan de 35 euros a 30 euros al mes), la creación de la tarjeta Ten+ infantil (que supone la gratuidad de los niños hasta los diez años), la aplicación Ten+ VAO (para fomentar que se comparta coche) y el refuerzo de la red de guaguas del sur de la Isla.

En la atención social se ha trabajado desde diferentes ámbitos y se han creado más de 1.000 plazas para mayores y personas con discapacidad, atención domiciliaria, nuevas Infraestructuras sociosanitarias y medidas contra la violencia de género, destinando más del doble la partida destinada a esta lacra. Con el trabajo del equipo de Carlos Alonso conseguimos fomentar el deporte entre las personas con discapacidad a través del PIDA (Plan Insular de Deporte Adaptado) que ha llegado a 1.800 personas así como el reconocimiento de UNICEF como Isla Amiga de la Infancia.

En materia de Empleo queda aún mucho por hacer pero las políticas diseñadas para favorecer un empleo estable y de calidad a través del denominado Pacto de Rentas ha permitido a más de 4.000 personas conseguir un puesto de trabajo estable. Acompañamos a las personas con discapacidad a conseguir un empleo y se han reforzado las medidas para ofrecer oportunidades también a las personas con cualificación facilitando a más de 1.000 personas realizar prácticas en el Cabildo. El empleo en sectores emergentes como el de las TIC, audiovisual o los contratos Agustín de Betencourt permite contratar a doctores, tecnólogos e investigadores para que desarrollen diferentes proyectos de investigación que servirán a su vez para potenciar el tejido empresarial de la Isla, capaz de generar desarrollo económico y empleo.

El mandato de Carlos Alonso ha favorecido un equilibrio territorial centrado en el interés por garantizar una inversión equilibrada en toda la Isla a través de una planificación a largo plazo de la mano del MEDI (Marco Estratégico de Desarrollo Insular) que ha contado con el consenso de los 31 municipios. Constituye la mayor movilización de fondos públicos realizada en la Isla en las últimas décadas. Diez años y dos mil millones de euros para que Tenerife sea en 2025 la isla que quieren los tinerfeños. Diez años y dos mil millones para ejecutar todas y cada una de las actuaciones incluidas en el Pacto por Tenerife.

La acción de gobierno al frente del Cabildo durante estos cuatro años se ha centrado en esa misma estructura de prioridades para cumplir con el compromiso con la ciudadanía que nos apoyó para conseguir una mejor Isla con más oportunidades. En estos momentos, a las puertas de una nueva convocatoria electoral, debemos dar cuenta de la labor realizada y explicar el camino recorrido para luego definir de nuevo, entre tod@s, un nuevo programa electoral que marque las líneas de trabajo de cara a un nuevo mandato.