El grancanario Luis Manuel Rubiales se convirtió  en nuevo presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) al obtener mayoría absoluta en la primera votación de la Asamblea General, en la que se impuso al otro candidato, Juan Luis Larrea.