20180928-abalos-noticia

José Luis Ábalos, ministro de Fomento, apostó este viernes por la “convivencia” entre el taxi y el sector del arrendamiento de vehículos con conductor, los conocidos como VTC, que se han popularizado en los últimos tiempos a raíz del aumento de uso de aplicaciones móviles, especialmente en las grandes ciudades. Ábalos garantizó que el Gobierno no “discrimina” ni concede “ventajas competitivas” a ningún transporte, y subrayó que el Ejecutivo quiere un sector “ordenado” y que crezca con “seguridad”.

En la rueda de prensa posterior el Consejo de Ministros, Ábalos explicó que, en la actualidad, los taxis están sujetos a una autorización de ámbito estatal para poder operar en el ámbito interurbano y a una licencia autonómica y municipal para hacerlo en el ámbito urbano. Los VTC, en cambio, únicamente estaban sujetos a un permiso de carácter estatal que les permitía desarrollar su actividad tanto en el ámbito interurbano como en el urbano, sin que ciudades y autonomías pudieran regular su funcionamiento.